24 de marzo de 2011

EL PODER CURATIVO DE LA MENTE

No cabe duda de que uno puede sentirse bien temporalmente culpando a otros de sus desgracias pero a la larga eso siempre acaba causando mayor dolor y confusión. La clave del bienestar consiste en aceptar las cosas sin culpar a otros. Ése es el poder benéfico de la mente. Shantideva escribe: Aunque no puedas generar compasión hacia los que se ven obligados a hacerte daño por culpa de sus aflicciones emocionales (su ignorancia y su ira), lo último que debes hacer es enfadarte con ellos.
Estos tres pasos básicos (reconocer las dificultades y el sufrimiento, abrirse a ellos y cultivar una actitud positiva) son fundamentales para alcanzar el bienestar.
El Dharmasanjiti afirma: “Los que tienen un buen estado mental, aunque no esté presente el buda oirán el dharma en el cielo, en las paredes y en los árboles. A los que persiguen una mente pura, las enseñanzas y las instrucciones se les aparecerán con solo desearlas”.
La raíz de todas las enfermedades de la mente y el cuerpo es el apego al yo. Los venenos que destila la mente como consecuencia de ese apego son la ignorancia, la aversión y el odio.
Las enfermedades físicas se dividen en 3 grandes grupos. La falta de armonía del viento o energía, que generalmente se centra en la parte inferior del cuerpo y es de naturaleza fría; su causa es el deseo. La falta de armonía de la bilis, que suele situarse en la parte superior del cuerpo y es caliente; su causa es la aversión. La falta de armonía de la flema que se concentra en la cabeza y es de naturaleza fría; su causa es la ignorancia.
Según la medicina tibetana, el mejor método para conseguir una buena salud física y mental consiste en llevar una vida apacible, libre de aflicciones emocionales, y combatir el apego al yo.
El budismo además entiende el yo como cualquier fenómeno u objeto al que nos aferremos como si fuera una entidad con existencia verdadera. Puede tratarse del yo de otra persona, del yo de una mesa, del yo del dinero o del yo de una idea. Desde el punto de vista del budismo todo funciona interdependientemente, de modo que no hay nada que tenga una naturaleza o un carácter verdaderamente independiente.
Los budistas creen en la necesidad de participar activamente en la vida. El camino del bienestar no excluye los problemas ni las dificultades; de hecho, los acepta como una manera de comprender nuestra verdadera naturaleza.
Fundirse en la unidad significa ser una sola cosa con lo que estamos experimentando . Basta con olvidar nuestras luchas y la necesidad de poner etiquetas como “bueno” o “malo” a las experiencias, con dejar de lado las expectativas de cómo deberíamos sentirnos o querríamos sentirnos, y acoger el sentimiento. Fundiéndonos con las experiencias o los sentimientos, el carácter de la experiencia puede cambiar. Si nos permitimos estar como estamos en este momento, los muros de nuestras discriminaciones y nuestras desconfianzas se ablandan se desmoronan. La mente y el corazón se abren, y la energía fluye libremente.
Así avanzamos hacia el bienestar.

Thondup Tulku

2 comentarios:

  1. Hola Viviana;
    que gran sitio el que tienes y que bueno que estes iluminando en Colombia, ademas me diste a conocer de entre la musica que tienes esta maravilla de Tantric Sexuality, tanto asi que me hizo ponerme a buscarlo..genial el album.

    Con respeto les comparto un link donde pueden escucharlo.

    http://porunbuencamino.blogspot.com/2011/03/llewellyn-tantric-sexuality-mind-body.html


    Un saludo y gracias por compartir tu conocimiento.

    ResponderEliminar
  2. Bienvenido Johnver !!!
    Este espacio está abierto para todos aquellos que nos comunicamos desde el corazón, así que me alegra que te agrade.
    Gracias por el link de acceso al album de Tantric Sexuality, tal como dices es una maravilla !!!
    Te envío un fuerte abrazo desde la Sucursal del Cielo.

    ResponderEliminar

¡Gracias por dejar tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...